jueves, 4 de octubre de 2012

Resaca


Cuando me enamoro comienzo a tambalearme
Me sostengo en los muros
Vomito en los postes
Y gateo por las escaleras.

Trato de recordar la hora
Y el camino a casa.
No puedo mantener conversaciones
Y a veces me quedo dormido
En mitad de una plaza.
Evito las peleas
Y a veces se me vienen unas lágrimas.

Cuando yo me enamoro
Me acuesto mareado
Y todas las mañanas me duele la cabeza,
Se me secan los labios,
Amanezco con golpes
Y enormes ojeras
Y un aliento de vino inunda mi cama.

El bochorno me aprieta,
La luz me quema el alma,
Me oculto en mi entrepierna
Y abrazo la almohada.

Hay que beber siempre
Hay que beber de todos los besos
Para curar con otro trago la resaca.

No hay comentarios:

Publicar un comentario